Make your own free website on Tripod.com
UNIDAD V
CENTRO DE DOCUMENTACION VIRTUAL DEL TEATRO VENEZOLANO

Home | MISIÓN Y VISIÓN | MIEMBROS FUNDADORES | HISTORIA DEL TEATRO VENEZOLANO | UNIDAD I | UNIDAD II | UNIDAD III | UNIDAD IV | UNIDAD V | Galeria de Personajes | Directorio IUDET | VINCULOS | Directorio Agrupaciones | Directorio CONAC | Directorio Personalidades | Analisis Cuadridimensional del Personaje

EL TEATRO VENEZOLANO DE 1946 A 1993.

Objetivo 1.
Analizar los acontecimientos ocurridos en Venezuela de 1947 a 1993, en el campo político, social, económico y cultural.
Contenido:
- Los acontecimientos nacionales más importantes ocurridos en este período.
- La Democracia.
- La situación económica.
- Las clases sociales.
- El desarrollo del arte y la cultura.
La situación del país en este período es muy cambiante y rica en acontecimientos políticos y sociales. Es el período en que tiene lugar la última dictadura militar: la de Marcos Pérez Jiménez (1948-1958). Es el surgimiento de la democracia representativa en 1958, que se ha mantenido por más de cuatro décadas. El país moderniza su estructura. La inmensa renta petrolera impulsa un desarrollo económico acelerado. El país pasa de agrícola a industrial. La población rural emigra a las ciudades en busca de mejores oportunidades. Las ciudades se saturan con una población que busca una mejoría que no encuentra y se convierte en marginal, creando cinturones de miseria alrededor de las ciudades, especialmente de Caracas. Al final se descubre que los gobiernos democráticos no han hecho un uso adecuado de los recursos del petróleo y que por el contrario han endeudado al país y han despilfarrado y se han apropiado de las inmensas fortunas que produjo el petróleo, lanzando a millones de personas a una pobreza crítica y eliminando gradualmente a la clase media, al mismo tiempo que los sectores económicos, especialmente financieros, aumentaron en forma grosera su poder económico.
Sin embargo, el país logró avances moderados en algunas áreas de la educación y la cultura, mientras que en las áreas sociales vitales, como salud, vivienda y seguridad se viven estados críticos y alarmantes.
Los acontecimientos políticos más destacados del periodo son:
. Rómulo Gállegos asume la presidencia de la República el 15 de febrero de 1948 como producto de las primeras elecciones directas por voto popular realizadas en Venezuela. Pero su mandato termina en noviembre cuando Marcos Pérez Jiménez encabeza un golpe militar que le da el poder, el cual ejerce como dictador hasta el 23 de enero de 1958. A la caída de Pérez Jiménez le sigue una Junta encabezada por Wolfgang Larrazabal, y en las elecciones de diciembre de 1958 gana la presidencia Rómulo Betancourt.
El gobierno de Betancourt inicio la era democrática del país, pero debido a su política pro-norteamericana se produjeron luchas políticas que como repuesta a la represión del gobierno degeneró en una lucha armada que duró 6 anos- . Fracasado el movimiento armado (guerrilla en el campo y las FALN en las ciudades), contra Betancourt, y luego contra Leoni como presidente, el país es pacificado por Caldera, cuando ganó las elecciones en 1968. A Caldera lo sucedieron Carlos Andrés Pérez (1974-1979), Luis Herrera Campins (1979-1984), Jaime Lusinchi (1985-1989), de nuevo Carlos Andrés Pérez (1989-1992), Ramón J. Velasquez como Presidente encargado (1992-1994), Rafael Caldera (1994-1999) y actualmente Hugo Chavez Frias.
Desde el punto de vista económico, el país vivió del petróleo a altos precios durante varias décadas y pudo subvencionar varios renglones alimenticios y otros productos, pero debido a la caída de los precios del petróleo y a la mala administración de los recursos, se contrajo una alta deuda externa que ha golpeado la economía y ha generado un agudo defícit fiscal que ha sacudido al país.
Sin embargo, a pesar de las crisis económicas, sociales, y políticas que ha vivido el país, los hombre de la cultura (literatura, plástica, artes escénicas, música) han desarrollado un movimiento creador de grandes logros estéticos. La literatura, la plástica, la música, el teatro, han logrado en Venezuela altos niveles de calidad a nivel internacional.

Objetivo 2
Visualizar el acontecer teatral en el período de 1947-1993.
Contenido:
- Creación de las escuelas de teatro modernas en 1947 y 1949
- Nuevas concepciones en teatro venezolano.
- Los festivales nacionales e internacionales.
- La nueva dramturgia.
- Las Compañías Regionales y los T.N.J.
- Los organismos gremiales.
- La dirección teatral y las nuevas estéticas.

Se considera una nueva etapa del teatro venezolano a partir de 1947 por la creación en ese ano de la primera escuela de teatro moderno. En el país se habían creado las condiciones para abordar la ensenanza teatral a niveles superiores tanto técnicos como pedagógicos. Siendo Ministro de Educación el eminente educador, poeta y político Luis Beltrán Prieto Figueroa, visitó el país Jesús Gómez Obregón, actor mexicano que estudiaba aún en la Escuela de Arte Dramático que dirigía Seki Sano, un director y docente japonés que habia trabajado en Moscú con Stanislavski y con Meyerhold. Obregón elaboró el proyecto y de ese modo se abrió la primera escuela de corte moderno en el país, donde se aplicaba el método de Stanislavski en la formación de los actores, y donde se daban clases de maquillaje, escenografía, historia del teatro, historia del arte, literatura, francés y otras materias afines. Esta escuela fue clausurada en 1952.
Dos anos más tarde llegaron al país Juana Sojo, Horacio Peterson y Ariel Severino (este último escenógrafo) para filmar la película La Balandra Isabel llegó esta tarde, del escritor venezolano Guillermo Meneses. Los tres se quedaron para trabajar en el país. Juan Sujo fundó los Estudios de Arte Dramático con la colaboración de los Estudios Bolívar Film, y más tarde, en 1952, sus estudios se convirtieron en la Escuela Nacional de Arte Dramático, dependiente del Estado.
En 1945 había llegado al país Alberto De Paz y Mateo, director espanol que había trabajado en España con García Lorca. De Paz no fundó propiamente una escuela sino un grupo teatral que funcionaba en el Liceo Fermín Toro. De Paz introdujo en Venezuela el concepto de Puesta en Escena, en la cual el director concebía la escenografía, el vestuario, la música, las acciones escénicas, es decir, concebía totalmente el espectáculo. De Paz hizo grandes montajes de obras de García Lorca y de obras griegas. Sus alumnos mas destacados fueron Nicolas Curiel y Román Chalbaud.
Estas son las tres vertientes originales del nuevo teatro venezolano. Más tarde Horacio Peterson fundó, en 1952, la Escuela de Teatro del Ateneo de Caracas y fundó el Teatro del Ateneo de Caracas, donde montó decenas de obras, algunas de ellas de gran éxito, como Caligula, Marat Sade, Escenas Callejeras, Las Brujas de Salem. Por su parte Ariel Severino se incorporó como escenógrafo profesional al teatro venezolano, trabajando muy cerca de Horacio Peterson. Muere lamentablemente en el terremoto de 1967.
También llegó al país, a comienzo de los anos cincuenta, el director francés de origen rumano, Romeo Costea, quien venía de Francia donde tenía un pequeno teatro. Costea fundó una escuela de teatro y el Grupo de Teatro Compás, donde montó numerosas obras clásicas, especialmente a Moliere, e introdujo la vanguardia francesa del momento.
Los alumnos que salieron de la Escuela dirigida por Obregón fundaron más tarde varios grupos teatrales en todo el país. Grupo Teatral Cuicas, dirigido por Gilberto Pinto, quien más tarde fundó el Grupo El Duende. El Grupo Teatral Máscaras, fundado en 1953 por César Rengifo, Daniel Izquierdo, María García, Alejandro Tovar, Humberto Orsini, Malu del Carmen y una decena más que venían de otras experiencias teatrales. EL Grupo Máscaras era un grupo popular, que montaba fundamentalmente obras en colegios, liceos, universidades, sanatorios, hospitales, cuarteles, cárceles, manicomios, etc. Con Máscara también nació una dramaturgia muy comprometida, escrita por algunos de sus miembros, Rengifo, Izaguirre, Orsini, etc.
Surge ek Grupo Popular de Venezuela dirigido por Alfonzo López y Carmen Palma. El Teatro Universitario dirigido por Nicolas Curiel, quien había regresado de Francia en los años cincuenta. El Teatro Emma Soler, dirigido por Luis Pereza, quien fue fundador en 1936 del Teatro del Pueblo y en 1945 de Teatro Universitario.
Algunos alumnos de Obregón continuaron estudios en la Universidad de Chile y otros en México con Seki Sano, y su regreso algunos se incorporaron en el Grupo Máscara y otros se fueron al interior como: Eduardo Moreno que fundó en Valencia la Escuela de Teatro Ramón Zapata. Ildemaro Mujica se instaló en el Teatro Universitario de Mérida. Ciro Medina que dirigió la Escuela Teofilo Leal en Barcelona y que actualmente trabaja en San Cristobal. Clemente Izaguirre, que ha trabajado en Mérida, que estuvo dos anos en Alemania, y que actualmente dirige la Compañía Regional del Estado Zulia.
Román Chalbaud, por su parte, fundó el Grupo de Teatro Alfil. Juana Sujo fundó el Teatro Los Caobos, primer experimento de teatro profesional bajo la dirección del director y autor argentino Carlos Gorostiza. Ines Laredo fundó en Maracaibo el Grupo Teatral Sábado. El Teatro La Comedia, fundado por Natalia Silva y Andrés Magdaleno. El Teatro Cervantes, dirigido por Carlos Ortiz. Teatro Nacional Popular, que había sido fundado en 1936 como el Teatro del Pueblo, bajo la dirección de Román Chalbaud.
Tanto profesores como alumnos, se dedicaron en los años 50 a crear el teatro venezolano de nuevo tipo, movimiento que iba emparejado al desarrollo de una nueva dramaturgia venezolana, y a nuevas maneras de montar teatro. Esto hizo posible la realización del Primer Festival de Teatro Venezolano en 1959, con la participación de 15 grupos con 15 montajes de obras venezolanas, muchas de ellas estrenos. Este festival estuvo organizado por el Ateneo de Caracas, en la persona de Horacio Peterson, y con el apoyo de Pro Venezuela, en la persona del escritor y dramaturgo Pedro Berroeta. Era un movimiento teatral impregnado de vocación, de ética, de trabajo colectivo. Nadie vivía del teatro. La gente de teatro trabajaba en otra cosa, y hacer teatro significaba incluso gastos de su bolsillo.
Con ocasión de este festival fue creada la Federación Venezolana de Teatro, una federación gremial de grupos de teatros. La primera directiva la encabezaban Horacio Peterson, como presidente, y Luis Peraza y Humberto Orsini como vicepresidentes. El ano siguiente asumió la presidencia Humberto Orsini. Ese mismo ano se inscribió la Federación en el Instituto Internacional de Teatro, como Centro Venezolano del Instituto Internacional del Teatro, ITIUNESCO, que funcionaba con la misma directiva que la Federación. En los anos 60 se desintegró la Federación. Esto dio como resultado que los grupos teatrales dirán paso al teatro independiente. Pero continuó, hasta hoy, el Centro Venezolano del IT, aunque con otra estructura y con otra política.

LOS AÑOS SESENTA, LA VANGUARDIA.
En los anos 60 se produjo en el teatro venezolano un movimiento renovador, o movimiento de vanguardia, que se proponía la creación del oficio profesional del teatro, para lo cual se abría la libre oferta de trabajo, y al mismo tiempo se produjo un movimiento de búsqueda de nuevos lenguajes teatrales, especialmente a nivel de la dirección y del uso de los recursos técnicos, escenografía, iluminación, etc. Este movimiento combatía el naturalismo y el realismo en teatro, especialmente las escenografías de cajoncito, para buscar otros espacios y otros usos de los mismos. Fue un período muy creativo a nivel técnico, pero incidió negativamente en el actor, y especialmente en la formación de nuevos actores, porque se trataba de lo que se llamó la era de la dictadura de los directores en detrimento de las obras y de los actores. Esta tendencia fue un reflejo de lo que acontecía a nivel mundial en el teatro. Muchas de las obras reflejaban las luchas sociales que sacudían a Latinoamérica. A partir de la Revolución Cubana (1959). Estas tendencias vanguardistas del teatro de agresión, llegaron a la saturación, a la fatiga, y se produjo entonces a nivel mundial una vuelta a la palabra, al teatro de la palabra, al humanismo en el teatro, que es más o menos el tipo de teatro que prevalece.
En los anos 60 se creó la Escuela Nacional de Artes Escénicas, que pasó por varias etapas. Perteneció al Ministerio de Educación, al INCIBA y más tarde al CONAC. En los anos 70 surgió un movimiento contra las escuelas de teatro de tipo académicas y en pro de talleres y de cursos libres. De este modo la Escuela Nacional se transforma en Instituto de Formación para el Arte Dramático IFAD, que funcionó mucho tiempo en la Av. Andrés Bello. Por esta escuela han pasado como profesores: Esteban Herrera, Ugo Ulive, Romeo Costea, Gilberto Pinto, Omar Gonzalo, Mario Arancibia, Armando Gota, José Salas, David de los Reyes, Ruben Monasterios, Humberto Orsini, Pedro de la Barra, Pedro Marthan, Enrique Porte y muchos más. Actualmente esta sometida a transformación en bachillerato en Arte Mención Teatro. En este instituto se formaba hombres de teatro integrales durante dos anos. Por esto entre las materias del pensum estaban actuación, voz, expresión corporal, dirección, música, escenografía, aparte de las 5 materias teóricas.
También existió en los anos 60 una escuela de formación de técnicos de teatro, que funcionaba en la Av. San Martín, y estaba dirigida por Pedro Marthán. Esta es la única escuela de este tipo en el país, y se ocupaba de preparar gente en escenografía, iluminación, sonido, etc.
En la Universidad Central de Venezuela funcionó de 1960 a 1969 el Curso de Capacitación Teatral, que tenía una duración de 4 años. Esta escuela fue creada y dirigida por Humberto Orsini. Comenzo con un taller que montó Camino Real, de Chejov, y luego se convirtió en escuela segúj un proyecto de César Rengifo y otros profesores. Entre los docentes de esta escuela estaban: Alberto De Paz y Mateo, Ugo Ulive, Alfonso Lopez, Humberto Orsini, Daniel Izquierdo, Clara Brevis, Jesús Sanoja Hernández, Adriano González León, Luis Salazar, Rafael Briceño, César Rengifo y José Ignacio Cabrujas. Entre las personas que estudiaron en esta escuela están: María Escalona, Mirtha Mijares, Malú del Carmen, Juan Manuel de la Guardia, Ibrahim Guerra, Kiddio España, Clemente de la Cerda, Nelly Garzón, Ramón Aguirre, y muchos más. Esta escuela no tenía nivel académico debido a que dependía de la Dirección de Cultura de la UCV y no de una facultad.
El Ateneo fue creado en 1931, desde esa fecha y hasta ahora ha realizado una actividad teatral ininterrumpida, a veces con más de un elenco dependiente de ese organismo. Durante veinte anos, el grupo de teatro y la escuela del Ateneo estuvieron bajo la dirección de Horacio Peterson. La escuela desapareció y el grupo dio paso a otro. Rajatabla, creado en 1971, que es hoy uno de los más relevantes del país, y lo dirigía Carlos Giménez, después de la muerte de este, el grupo ha perdido fuerza, pero sigue en las tablas. Rajatabla se constituyó en una Fundación y mantiene el Taller Nacional de Teatro. Pasó de una línea de temática juvenil, con fuerte participación en la música, ala experimentación y ha desembocado en la presentación de audaces espectáculos, con riqueza de imágenes y en los cuales el texto es un pretexto del espectáculo. Trabaja con obras clásicas y modernas, con autores nacionales del pasado y del presente. Realiza una intensa labor de difusión por el interior del país y viaja al extranjero en giras o participando en festivales internacionales.
Otra institución es El Nuevo Grupo, que había cumplido veintiún años de labor ininterrumpida antes de anunciar su cierre a finales de 1988. Mantiene dos salas de teatro y a lo largo de su trayectoria, ha trabajado con autores clásicos y modernos, tradicionales, experimentales. Pone énfasis en la dramaturgia nacional, y sus creadores e impulsores son tres autores teatrales: Isaac Chocrón, Román Chalbaud y José Ignacio Cabrujas. Ha publicado varias obras y estudios sobre el teatro nacional y ha mantenido, con discontinuidad, la publicación de una revista.
El Grupo Actoral 80 (GA-80) nace de un taller dictado por el actor, director, dramaturgo y profesor argentino Juan Carlos Gene, en el seno del Centro Latinoamericano de Creación e Investigación Teatral (CELCIT). Tienen una pequeña sala de teatro, además de realizar temporadas en otras salas. Su acción tiene como base a los autores latinoamericanos y espanoles contemporáneos, y pone acento en el trabajo del actor, con profundización en los personajes.
Hasta 1985, dos eran los grupos experimentales de tarea continua, Theja y Autoteatro. El segundo desapareció y parte de sus integrantes se han sumado al primero. Theja que posee talleres de formación, trabaja libremente los textos, experimenta con el movimiento y el espacio, juega con imágenes y aborda temas polémicos. Es audaz y, a veces, agresivo en la forma. Su sede es el Teatro Alberto De Paz Y Mateo.
Junto a estos elencos, todos de Caracas, debe mencionarse al Centro Prisma, que mantuvo por anos talleres de formación y agrupó varios elencos. Estuvo bajo la dirección de Marta Candia y Omar Gonzalo. Asimismo, varios elencos jóvenes han aparecido en los últimos anos. Tespis, Corso Teatro, La Mamma, TET y otros.
La Companía Nacional de Teatro ha realizado temporadas con autores clásicos (Ruiz de Alarcón, Shakespeare, Goldoni), modernos (Miller) y nacionales (Chocrón, Rengifo, Chalbaud, Cabrujas). Trabaja con un horario distinto a los demás grupos (funciones más temprano, matinées los sábados y domingos). Sus precios son populares, y se ha dado a la tarea de conquistar público masivo, lo cual la va consolidando ano por ano.
En el campo de teatro aficionado, el Teatro Universitario UCV es el más antiguo. Fundado en 1946, su acción ha sido permanente, con breves pausas. Otras universidades de la capital tienen también sus elencos. Existen, además, una intensa labor de aficionados en el teatro penitenciario, que desde 1980 se confronta en un festival anual en Caracas.
En el interior del país, prácticamente no existe teatro profesional. Hay un movimiento aficionado que integran más de un centenar de grupos. En Maracaibo, está la Sociedad Dramática, que antes y desde el siglo pasado se llamó Sociedad Dramática de Aficionados. Ese elenco ha alcanzado su profesionalización y tiene una pequena sala y el respaldo económico del Estado.
Para completar esta panorámica, había que señalar la existencia de dos organizaciones de teatro popular, la Asociación Venezolana de Teatro Popular, que agrupa elencos de todo el país, y el Teatro para Obreros, que agrupan igualmente elencos de distintas regiones, pero con mayoría de grupos caraquenos.

cdvteve@yahoo.com